miércoles, 26 de agosto de 2015

Etiología de la neurosis


Esquematizado al extremo, se podrían comparar las hipótesis relacionadas a la etiología de la neurosis en diferentes autores:
- Para Freud: represión de las pulsiones libidinales, prohibidas por el superyo.

- Para Reich: prohibición social de la expresión de las pulsiones sexuales genitales.
- Para Horney: solución económica provisional (que se volvió anacrónica) que aporta el máximo de beneficios secundarios en una situación de tensión.

- Para Perls: acumulación de necesidades interrumpidas o de Gestalts inacabadas.
- Para Goodman: pérdida de la función yo (ego) de ajustamiento creativo.


La Gestalt, una terapia de contacto
p. 149 

viernes, 21 de agosto de 2015

Redefinición de las creencias

1. Hay que esforzarse para que la relación marche bien.
No creo que el esfuerzo sea algo que debemos exhibir en las relaciones afectivas. La palabra esfuerzo se aplica a las situaciones que se quieren cambiar, es una energía adicional opuesta al curso de los acontecimientos...Una relación requiere trabajo, no esfuerzo: trabajo constante, animado y complacido de ambos.
2. Algo está mal en mí: no he podido perdonarle.
A mi juicio, el perdón no es el producto de una decisión personal.
Perdonar no nos hace más sabios o elevados, saber hacernos perdonar por los otros quizá nos acerque más a ese efecto.
El perdón se otorga en forma natural y espontánea cuando el ofensor logra obtenerlo.
3. La rutina destruye las relaciones.
Creo que más bien es la falta de comunicación eficaz. En las relaciones de pareja se generan emociones intensas de toda índole, desde la pasión más fuerte hasta la ira, el miedo o la tristeza. En general la comunicación no es uno de los fuertes en a mayoría de las relaciones afectivas y una de las cosas más difíciles de comunicar son las emociones.
4. Si somos sinceros, todo marchará sobre ruedas (el sincericidio).
La honestidad es más que contárselo todo mutuamente. La honestidad debe abarcar hasta las intenciones de la confesión o de la confidencia.
La honestidad y la sinceridad son virtudes que han de ser bien administradas, ya que hasta la más noble de las intenciones puede herir a quien no queremos dañar cuando son puestas en práctica de un modo inoportuno.
La verdad es a menudo dolorosa, muchas veces las personas no están preparadas para ella.
5. Después de todo este tiempo juntos nos conocemos muy bien.
El conocimiento no es producto del tiempo pasado juntos; es más bien el producto de la comunicación.
6. Hay que sacrificarse por los hijos.
Lo mejor que puede pasarle a un niño es crecer en el seno de una relación en la cual para aprender vea a sus padres comunicándose, negociando, mostrándose su añor, equivocándose y perdonándose, con humanidad y ternura.
7.Otras creencias importantes en esta etapa.
Por ejemplo:
+ El intento de reconquistar el amor perdido de la ex pareja mostrando el sufrimiento que genera su ausencia.
+ "El tiempo mata la pasión".
+ "La separación es un fracaso".
+ "Separémonos por un tiempo a ver si las cosas marchan mejor"

Amores que duran...y duran...y duran

pp. 160-177  

miércoles, 19 de agosto de 2015

Gestalt y Pensamiento Sistémico


- La Gestalt representa una visión nueva del hombre y del mundo en interacción permanente, de una concepción sistémica revolucionaria en relación con el paradigma cartesiano-newtoniano cuya visión mecanisista ha dominado la ciencia durante más de tres siglos.
- Es una revolución del pensamiento que ha dado un salto cualitativo sobre lo cuantitativo.
Aunque se sigue enseñando disciplinas por separado...a pesar de estudiar fenómenos comparables e interdependientes...
Lo que nos interesa ya no son los hechos o la estructura de las cosas sino sus interacciones...
Gregory Bateson, que introdujo el pensamiento sistémico en la psiquiatría, estima que cada cosa debería estar definida no por lo que ella es en sí misma, sino por sus relaciones con otras cosas.
- Un ejemplo de funcionamiento sistémico es la interacción de lo psíquico y lo físico: la adaptación de un organismo al estrés (presión, tensión).
Otro es: la interacción de los 60,000 millones de células de nuestro cuerpo, y así mismo cada célula es una fábrica de elementos.
Otro: Nuestras conductas escapan a explicaciones causales simplistas lineales, tienen interacciones múltiples y forman una red.
Nos hace falta abordar la realidad en todos sus aspectos a la vez, es decir: comenzar por la síntesis y no por el análisis.
La comprensión de un fenómeno o de un objeto no proviene generalmente del análisis de sus causas o de su estructura, ni de la búsqueda hipotética de sus causas, sino, al contrario, de la síntesis (generalmente intuitiva) en su conjunto así como de la concepción de su utilidad teleológica.

__
Para Le Moigne, cualquier "objeto" se puede definir por tres polos:
- lo que es: polo ontológico de la estructura
- lo que hace: polo funcional de la actividad
- en lo que se convierte: polo genético de la evolución
Esta trialéctica señala la importancia del "proceso": tiempo, espacio y forma, que moldean la materia, energía e información.

La Gestalt señala la interdependencia sistémica del hombre y su medio, así como la polisemia de cualquier comportamiento, proceso dinámico multifactorial.
Seguimos influidos por la hipótesis cartesiana-newtoniana de reproductibilidad de los fenómenos lineales y reversibles, sacados del tiempo, lo cual es puro mito, ya que en realidad nada es estático.
La Gestalt se centra en el aquí y ahora o, más exactamente, en el ahora y el cómo (subrayando el factor tiempo)


La Gestalt, una terapia de contacto
pp. 123-128, 130-131 

domingo, 16 de agosto de 2015

El Yo, el hambre y la agresividad


Obra de Fritz Perls y su esposa, aparecido en 1940.
Delinea diversas nociones que culminarán más diez años más tarde con el nacimiento oficial de la Terapia Gestalt: la importancia del momento presente, del cuerpo, la búsqueda de un enfoque más sintético que analítico, el rechazo de la neurosis de transferencia que le parece "una complicación inútil y una pérdida de tiempo". Recomienda ya un contacto directo y auténtico del paciente con su analista y no "un pseudocontacto con sus proyecciones". Se trata también de un enfoque "holístico" del organismo y de su medio, de las resistencias, de la introyección y de la proyección, de las "emociones incompletas". La obra termina con la proposición de una "terapia de la concentración", que comprende técnicas de visualización, la utilización de la primera persona del singular, la toma de responsabilidad de los sentimientos, la concentración en el cuerpo y en las sensaciones y el señalamiento de las evasiones o evitamientos.
De hecho, sostiene las tesis netamente "herejes", que rechazan lo que es esencial al psicoanálisis: el inconsciente, la primacía de la sexualidad infantil y la libido, utilización de la transferencia como el elemento fundamental del tratamiento.

La gestalt, una terapia de contacto

p. 56 

sábado, 15 de agosto de 2015

Fundamentos de la sensibilización gestalt


- El sensibilizador tiene una visión humanista de sí mismo: se concibe a sí mismo como constructivo por naturaleza, espontáneo, creativo, libre y proactivo o capaz de llegar a serlo. Siente que lleva dentro de sí todas las capacidades para su autorrealización

- Constructos que el sensibilizador debe comprender y manejar:
+ Tendencia actualizante. El ser humano trae innatamente todas las posibilidades para conservarse y desarrollarse.
+ Self. Aquello que acepto como mío, que acepto que soy y que he experimentado como propio. Algunos lo llaman "yo". El self no es la totalidad de la persona porque hay otras experiencias que no ha sido asimiladas ni aceptadas, algunos lo llama "no yo". A mayor similitud entre el campo fenoménico y el self, mayor congruencia.
+ Experimentar. Experimentar conscientemente es igual a simbolizar correctamente algo.
Los humanistas pensamos que de donde se puede realmente aprender significativamente es de la propia experiencia.
La vivencia, el contacto con la experiencia sin juicio a priori, aceptándola como es, promueve el parecido del self con el campo fenoménico.
+ Simbolización de la experiencia. La experiencia puede no ser correctamente simbolizada por las defensas y se distorsiona en la consciencia.
+ Percepción.
+ Subcepción. Es aquella porción de la experiencia que rechazamos por amenazante. El organismo tiene conocimientos que la concienca prefiere ignorar. La experiencia ocurre pero no se integra al self.
+ Centro de valoración. Es la fuente de los criterios de valoración; puede ser interna o externa (valores introyectados).
La psicología humanista busca la valoración organísmica o integral.
+ Proceso de valoración organísmico. Es una valoración que se enriquece y e modifica gracias a la vivencia de experiencias.
+ Gestalt. Significa configuración, forma, organización de las partes (hechos, percepciones, conductas y fenómenos).
+ Darse cuenta. Es una percatación con todo el organismo, integral, de lo que sucede aquí y ahora. La gestalt busca el contacto consigo mismo y el aumento de conciencia.
Para Perls era importante que la persona aprendiera a estar en el mundo en forma plena, libre y abierta, sin más recursos que la apreciación de lo obvio, lo que es.
+ Figura y fondo. La totalidad está formada de una figura y un fondo. La figura es lo que sobresale, lo significativo, que interesa. El fondo es el la experiencia o el contexto.
La naturaleza humana se organiza en formas o totalidades y sólo puede ser comprendida en función de su propia gestalt.
+ Homeostasis. Es el proceso de autorregulación mediante el cual el organismo satisface sus necesidades, mantiene su equilibrio y su salud en condiciones cambiantes.
+ Organismo. Cualquier ser viviente con órganos, organización y mecanismos de autorregulación. Funciona como un todo.
+ Aprendizaje significativo. Descubrir en la experiencia.
+ Madurez. Es la ascención del soporte externo al autosoporte. Siempre necesitaremos del ambiente pero se puede lograr una autonomía en interdependencia.
+ Pauta crónica de detención. Es una forma de relación consigo mismo y con el mundo que es rígida, persistente y disfuncional y, por lo mismo, bloquea el desarrollo natural de la persona.
Son generadas en el contacto con el ambiente y provienen, fundamentalmente, de tres viviencias: asuntos o necesidades inconclusas, introyecciones y experiencias obsoletas.
+ Creación de la relación promotora del crecimiento. Rogers propone la empatía, la congruencia (que no niegue su experiencia en la relación) y la aceptación incondicional.
Otras cualidades: calidez, responsividad, ausencia de imposición y coerción, respeto, permisividad de expresión de sentimientos positivo y negativos, seguridad psicológica, límites.
+ Premisas educativas del aprendizaje significativo.
De acuerdo con la tendencia atualizante y el proceso de valoración organísmico:
- No podemos enseñarle a otra persona directamente, sólo podemos facilitarle el aprendizaje.
- Una persona aprende significativamente sólo aquellas cosas que percibe vinculadas con su supervivencia o el desarrollo de su ser.
- Sólo podemos aprender en un ambiente no amenazante a nuestra imagen y autoestima. Tendemos a resistirnos, por la negación o la distorsión, a una experiencia que al ser asimilada, implicaría un cambio en la organización del sí mismo. La estructura y organización del sí mismo parecen ser más rígidas frente a las amenazas.
- La situación educativa que promueve eficazmente el aprendizaje significativo, es aquella en que:
a. Las amenazas al sí mismo se reducen a un mínimo.
b. Se facilita la percepción diferenciada del campo de la experiencia de aquellas que han sido amenazantes. Se puede lograr con ambiente de empatía, congruencia y aceptación incondicional.

__
La sensibilización gestalt en el trabajo terapéutico

pp. 24-47 

jueves, 13 de agosto de 2015

El aquí y ahora

Como ya lo hemos mencionado, el método fenomenológico se basa en la descripción de la experiencia inmediata tal como aparece en el presente. Esta perspectiva introduce una concepción específica en relación al tiempo en el marco de la psicoterapia humanista-existencial, la que a menudo ha sido caricaturizada al definirla como únicamente centrada en el “aquí-y-ahora” en desmedro del pasado y del futuro. En efecto, los psicoterapeutas de orientación humanista-existencial han enfatizado en repetidas ocasiones la importancia del momento presente como eje primario de la existencia
humana y del proceso terapéutico (Brazier, 1993; Peñarrubia, 1998; Yontef, 1993).
No obstante, este énfasis no pretende desvalorizar la relevancia del pasado y del futuro
en términos de la vivencia que el cliente tiene de sí mismo y de su situación vital. Más bien, los terapeutas humanista-existenciales subrayan que tanto el recuerdo del pasado como la anticipación del futuro son fenómenos psicológicos que, invariablemente, se producen en el presente. La psicoterapia humanista-existencial reconoce y asume la necesidad de que el cliente sea capaz de comprender su propia historia y de construir un proyecto vital que lo guíe y que confiera sentido a su existencia. Sin embargo, destaca que el paciente vive, de hecho, en el presente, y que un proceso psicoterapéutico
exitoso requiere que se preste atención a esta circunstancia convirtiéndola en una
dimensión central de las intervenciones clínicas.
Con todo, uno de los objetivos cardinales de la psicoterapia humanista-existencial es el enriquecimiento y la profundización de la experiencia del cliente -en este sentido, el desarrollo de su capacidad para poner entre paréntesis sus propias preconcepciones y los propios prejuicios para acercarse a su experiencia de forma más abierta, contribuyen a promover y facilitar el cambio de su personalidad.

____
Fenomenología y psicoterapia humanista-existencial
André Sassenfeld jonquera y Laura Moncada Arroyo